7 trucos súper efectivos para dejar tu ropa blanca como recién salida de la tienda

Las prendas blancas son imprescindibles en nuestro guardarropa y eso es indiscutible. Combinan con casi todo, nos dan una apariencia sofisticada y son perfectas para la temporada de calor que se avecina. Sin embargo, su cuidado suele ser bastante complicado y con el paso del tiempo pueden adquirir un color amarillento muy desagradable. Esto sucede a causa del sudor o el lavado inadecuado, pero cualquiera que sea la causa, tiene remedio. A continuación, te contaremos sobre 4 trucos con productos que tienes en tu casa que dejarán tu ropa blanca como nueva.

 

1. Vinagre blanco

 

El vinagre blanco, además de regresar el color blanco original, suaviza las prendas. Así que podrás ahorrar en el uso de suavizante. Lo único que debes hacer es diluir media taza de vinagre en un litro de agua. Después remoja la prenda durante 40 minutos y listo.

 

2. Detergente y agua oxigenada

 

Este remedio es recomendado para blanquear prendas de lana y tejidos delicados. Mezcla un cuarto de detergente con un cuarto de taza de agua oxigenada y 2 litros de agua. Sumerge la prenda durante 30 minutos y después lava como de costumbre. Es importante que el detergente sea de buena calidad.


3. Bicarbonato de sodio y limón

 

Esta solución es perfecta para eliminar manchas de sudor en la axila. Esparce una cucharada de bicarbonato de sodio sobre la mancha y después frota con un cuarto de limón. Cuando el limón haya soltado su líquido, deja reposar durante 15 minutos y después enjuaga.


4. Rodajas de limón

 

Si solamente deseas blanquear tu ropa percudida, el limón será tu aliado. Corta 2 limones en rodajas y colócalas en un litro de agua hirviendo. Sumerge las prendas y deja remojando durante 40 minutos. Después, continúa con tu ciclo de lavado como de costumbre..


5. Agua oxigenada y amoniaco

 

Este truco es un poco más fuerte que todos los demás debido a sus componentes. Debes tener cuidado a la hora de utilizar los químicos y evita la aplicación sobre prendas delicadas. Vierte 4 gotas de amoniaco y un cuarto de agua oxigenada en 1 litro de agua. Después, coloca las prendas que desees blanquear en la mezcla durante 10 minutos y enjuaga como siempre.


6. Leche cruda

 

La leche es ideal para blanquear manteles y cortinas, porque además dejará las prendas extremadamente suaves. Recuerda conseguir leche cruda y deja sumergidas las prendas durante 1 o 2 horas. Con eso, será más que suficiente.


7. Detergente, limón y sal

 

Esta mezcla es la más idónea para remover manchas de sudor en las axilas o suciedad en el cuello. Para ello coloca el jugo de tres limones, un cuarto de taza de detergente y una cucharada de sal en 2 litros de agua. Después, deja remojando las prendas durante 40 minutos y enjuaga como de costumbre.



Disponible en: https://perfecto.guru/cp-trucos-super-efectivos/?utm_source=fab_chile&utm_medium=rpost&utm_campaign=tr